Archivo de la categoría: Soundgarden

Soundgarden – Ultramega OK (1988)

Soundgarden - Ultramega OK (1988)

Puntaje del Disco: 7,5

  1. Flower: 7
  2. All Your Lies: 8
  3. 665: 7,5
  4. Beyond the Wheel: 9
  5. 667:
  6. Mood for Trouble: 7
  7. Circle of Power: 8
  8. He Didn’t: 7,5
  9. Smokestack Lighting: 7,5
  10. Nazi Driver: 6,5
  11. Head Injury: 7,5
  12. Incessant Mace8
  13. One Minute of Silence:

La expresión primaria, punk y extrema de Soundgarden se puede encontrar en esta su primera incursión discográfica, Ultramega Ok (1988).

Cuenta la leyenda que en el amanecer de los ochenta el bajista Hiro Yakamoto y el baterista y cantante Chris Cornell tenían una banda en Seattle llamada The Shemps, por la que también pasó el guitarrista Kim Thayil. Al principio funcionaron como un trío, pero al poco tiempo, Cornell se concentraría más en su performance vocal y sumaron a sus filas al percusionista Matt Cameron. Con mucho esfuerzo la banda publicó sus dos primeros EPs y su repercusión fue clave para que el mundo notase qué era lo que estaba ocurriendo en los márgenes del estado de Washington.

Todavía alejados del grunge (Aunque sin dudas fueron uno de los principales responsables de cimentar las bases para que este naciera), Ultramega Ok combina el metal oscuro, el hardcore, la psicodelia con un resultado particular y distinguido a la vez. A pesar de esto los jovenes Soundgarden no estuvieron del todo conforme según relató Chris Cornell años después: “Nos gustaron las canciones pero estábamos decepcionados por la producción. Hacíamos chistes con el final del producto, le llamábamos Ultramega Está bien, Ultramega Podría haber sido mejor pero no está mal.” Y agregaría: “En términos del material, trabajamos como veníamos haciéndolo siempre, pero el productor no estaba acostumbrado al sonido que queríamos, y no tenía la más puta idea de lo que estaba pasando en Seattle.”

Este trabajo no será brillante pero es un claro ejemplo de potencia y agresión. “Flower” fue el único single que se desprendió del material. Su video musical salió al aire en forma regular en MTV, ayudando a captar la atención de la escena grunge naciente de finales de los ochenta. Soundgarden promocionó el disco en una gira por los Estados Unidos y en 1990 se ganó una nominación por “Mejor Performance de Metal”, logrando captar la atención en forma progresiva con el correr del tiempo.

F.V.

Soundgarden – King Animal (2012)

Soundgarden - King Animal (2012)

Puntaje del Disco: 8

  1. Been Away Too Long: 8,5
  2. Non-State Actor: 8
  3. By Crooked Steps: 8
  4. A Thousand Days Before: 8
  5. Blood on the Valley Floor: 7
  6. Bones of Birds: 7,5
  7. Taree: 8
  8. Attrition: 7,5
  9. Black Saturday: 8
  10. Halfway There: 7
  11. Worse Dreams: 8,5
  12. Eyelid’s Mouth: 8
  13. Rowing: 8,5

Continuando la tendencia de legendarias bandas que se reúnen en los últimos años Soundgarden se pasó todo el 2011 preparando lo que sería su gran vuelta, hasta que finalmente luego de más de dieciséis años de silencio conocimos su nuevo material: King Animal.

El retorno de una banda inmensa como Soundgarden genera las dudas del caso y uno piensa si después de tanto tiempo va a gustar. El resultado es un álbum que suena como Soundgarden en el siglo XXI demasiado limpio con excelente producción y un poco se echan de menos la suciedad de la guitarra de Kim Thayil en Badmotorfinger.

A pesar de las dudas basta con hacer un breve recorrido por algunos fragmentos de King Animal para aseverar que la química entre los miembros no pareció perderse en el tiempo. Quizás no nos encontremos con una colección de tracks para el recuerdo, no hay un “Black Hole Sun”, ni “Outshined”, ni “Jesus Christ Pose” pero esta ejecutado con absoluta precisión y profesionalismo algo que no abunda en los tiempos que corren.

Encontramos dentro del listado de temas algunos atisbos de la fallida carrera solista de Chris Cornell pero en líneas generales las canciones son buenas y la excelencia musical de su miembros se destaca en casi todo momento, en especial el baterista Matt Cameron y la voz versátil de Cornell que es una de las mejores en el mundo del rock.

El retorno de Soungarden es uno de los más fuertes de los últimos años. Volvieron con ganas de recobrar el lugar que perdieron en todos estos años y por mas de no contar con ciertas virtudes de sus primeros años este regreso esconde momentos muy valiosos.

F.V.

Soundgarden – Down on the Upside (1996)

Puntaje del Disco: 7

  1. Pretty Noose: 8,5
  2. Rhinosaur: 8
  3. Zero Chance: 7
  4. Dusty: 6,5
  5. Ty Cobb: 7
  6. Blow Up the Outside World: 9,5
  7. Burden in My Hand: 9
  8. Never Named: 8
  9. Applebite: 6
  10. Never the Machine Forever: 7,5
  11. Tighter & Tighter: 7
  12. No Attention: 7
  13.  Switch Opens: 7,5
  14. Overfloater: 7
  15. An Unkind: 6,5
  16. Boot Camp 7

Soundgarden comenzó las grabaciones para su quinto trabajo Down on the Upside (1996) luego de una maratónica gira de presentación de su anterior material que había significado un quiebre en cuanto al crecimiento de su popularidad de uno de los grupos más exitosos en los noventa.

Como principal característica podemos señalar que lo nuevo de Soungarden resulto menos pesado y ruidoso de lo que venían haciendo. Aunque mantuvieron una estructura de canciones ambiciosas, compleja no contaron con una producción tan detallada. Algo que en realidad fue totalmente intencional ya que el grupo se hizo cargo de la producción. Según el bajista Ben Shepherd al hacerse cargo ellos mismos de dicha tarea buscaban sonar más crudos, más honestos y responsables.

Lo cierto es que al recorren Down on the Upside nos encontramos con mucho mas relevancia en las melodías y en la voz que en riffs de guitarras “asesinos”. Esta diferencia genero tensión en el seno de la banda mientras Cornell y Shepherd eran los impulsores de esta idea el guitarrista Kim Thayil no estaba de acuerdo con abandonar la marca registrada de Soundgarden y lo que tantos resultados les había traído hasta el momento.

Basándome en el resultado final me encuentro más cercano a lo que Thayil esgrimía se extrañan temas demoledores como “Outshined” o “Like Suicide” y solo contamos con  algunas excepciones como “Blow Up the Outside World”, “Burden in My Hand” y “Pretty Noose”, temas que verdaderamente salvan al disco. En especial el primero uno de mis favoritos en toda su carrera.

El título del álbum proviene de una frase de la canción “Dusty”. Cornell cuenta que estaban buscando un nombre que describa todo el material y no se ponían de acuerdo. Cuando se encontraban en una sesión de fotos para la revista Spin alguien de la discográfica los apuró: “Necesitamos su título”; entonces el baterista Matt Cameron salió con ese título y todos asentimos “Si, es ese”.

F.V.

Soundgarden – Superunknown (1994)

Puntaje del Disco: 9,5

  1. Let Me Drown: 8,5
  2. My Wave: 8
  3. Fell on Black Days: 9
  4. Mailman: 8,5
  5. Superunknown: 8
  6. Head Down: 9
  7. Black Hole Sun: 10
  8. Spoonman: 9
  9. Limo Wreck: 8
  10. The Day I Tried to Live: 9,5
  11. Kickstand: 7
  12. Fresh Tendrils: 7,5
  13. 4th of July: 8
  14. Half: 7
  15. Like Suicide: 9,5

Tres años pasaron para conocer el nuevo material de Soundgarden, luego del quiebre que significo Badmotorfinger, en Marzo de 1994 (ya en el ocaso del grunge) editarían el trabajo que los catapultó a la fama mundial Superunknow.

Superunknow es un disco completo, con temas de todo tipo, contrasta con su anterior trabajo porque se suaviza considerablemente (aunque no le faltan momentos de rock duro). Se destaca de sobremanera el trabajo de Chris Cornell, una de las voces más prodigiosas de la historia del rock, no sólo tenía una voz poderosa en ese momento, capaz de pasar de la nota más grave hasta el tono más agudo, sino que además tenía una sorprendente habilidad para modular su voz que se puede apreciar de sobremanera en varios pasajes de este disco.

Superunknown esta lleno de joyas, entre las que destaca la balada psicodélica “Black Hole Sun” que fue escuchado en la radio de la época infinitas veces y el video mas visto del año en MTV, “Let Me Drown”, un tema potente que arranca el disco de manera enérgica, “Fell on Black Days” otra balada que logro tener bastante popularidad no al nivel de “Black Hole Sun”, “Mailman”, un blues ultra violento con distorsión de guitarra, “Like Suicide”, con un fantástico solo de guitarra de Kim Thayil, “The Day I Tried to Live” con una intensidad creciente que explota en el estribillo y “Spoonman” mas asociado al estilo acelerado y potente de Badmotorfinger.

Es una lastima que Soundgarden no continuara explorando nuevos sonidos y aumentando su potencial luego de este exitoso paso en su carrera, que sin dudas es uno de los mejores discos de la década del noventa, imprescindible para el que le guste el grunge y el hard rock.

F.V.

Soundgarden – Badmotorfinger (1991)

Soundgarden_-_Badmotorfinger

Puntaje del Disco: 9

  1. Rusty Cage: 8,5
  2. Outshined: 9
  3. Slaves & Bulldozers: 9
  4. Jesus Christ Pose: 9
  5. Face Pollution: 7,5
  6. Somewhere: 8
  7. Searching with My Good Eye Closed: 9,5
  8. Room a Thousand Years Wide: 8
  9. Mind Riot: 8
  10. Drawing Flies: 8,5
  11. Holy Water: 8
  12. New Damage: 9

Soundgarden es la tercera pata de la oleada de superbandas grunge de Seattle hacia principios de los noventa. Comenzaron como un grupo de heavy metal en 1984 estableciendo una mezcla entre pioneros del hard rock como Led Zeppelin o Black Sabbath, la psicodelia de finales de los 60 y el proto-punk como los Stooges, New York Dolls, The Velvet Underground sin dejar de lado a nombres claves como The Beatles, Neil Young o Jimi Hendrix.

El grupo conformado por Chris Cornell (actualmente en Audioslave) como vocalista y guitarra, Hiro Yamamoto luego sustituido por Ben Shepherd en 1990 como bajista, Kim Thayil como guitarrista y Scott Sundquist, más tarde sustituido por Matt Cameron, en la batería (actual baterista de Pearl Jam) sacaría su primer LP, Ultramega OK en 1988 un muy buen disco debut y luego de un paso un poco en falso pero que los acercaría al gran publico con Louder Than Love (1990) sacarían su tercer trabajo que los consagraría y para muchos seria el mas consistente de su carrera Badmotorfinger en Octubre de 1991.

En su momento el disco pasó un desapercibido por los lanzamientos de Nevermind y Ten que fueron los que marcaron el año musicalmente.

Badmotorfinger es intenso con momentos de hard rock llenos de sensibilidad intelectual en sus letras y repleto de canciones que harían estallar cualquier equipo de música: “Jesus Christ Pose”, “Rusty Cage”, “Outshined”, “Slaves & Bulldozers”, “Searching with My Good Eye Closed”. Con este material explosivo fueron de una gira como teloneros de uno de los grupos mas exitosos del momento Guns & Roses, y más tarde actuaron en Lollapalooza, donde tendrían presentaciones para el recuerdo.

Con su siguiente trabajo Soundgarden adaptaría su sonido a uno totalmente accesible para todo tipo de público convirtiéndose en uno de los grupos mas grandes de los noventa.

F.V.