Archivo de la categoría: Porcupine Tree

Porcupine Tree – Transmission IV (2001)

Porcupine Tree - Transmission IV (2001)

Puntaje del Disco: 8

  1. Moonloop (Unedited Improvisation): 8

Transmission IV es un disco de edición limitada (ni rareza, ni lado b) de Porcupine Tree lanzado en 2001 pero grabado en 1994. Solo en este disco hay una pista y es “Moonloop”, del 3er LP Sky Moves Sideways, pero esta es una improvisación no editada y además dura el doble (40 minutos) de la pista original (17 minutos)

En este tema/disco lo que vamos a encontrar es puramente instrumental. Ni la voz de Steven Wilson hace presencia y pertenece únicamente a la era de los 3 primeros discos. Quiere decir que la experimentación y la psicodelia es un punto fuerte en este tema.

Poco hay que decir de este disco. Es muy bueno, aunque por momentos puede ser tedioso con un mismo sonido ambient todo el tiempo, pero por algunos minutos se interrumpe para pasar a combinaciones del jazz fussion, ska y rock progresivo (un poco llegando al metal progresivo, especialmente a los 32 minutos por allí).

Tranmission IV es un disco para coleccionistas y aficionados de la banda, es como un recuerdo de la primera etapa de los Porcupine. De hecho, se vendieron muy pocas copias de este. Recomendable sobre todo para a quienes les gusta Sky Moves Sideways.

Toto

Porcupine Tree – Signify (1996)

Porcupine Tree - Signify (1996)

Puntaje del Disco: 9

  1. Bornlivedie:
  2. Signify: 9
  3. The Sleep of No Dreaming: 10
  4. Pagan:
  5. Waiting Phase One: 9,5
  6. Waiting Phase Two: 8
  7. Sever: 8,5
  8. Idiot Prayer: 9
  9. Every Home Is Wired: 8
  10. Intermediate Jesus: 7
  11. Light Mass Prayers: 5,5
  12. Dark Matter: 8,5

A 1 año después de haber lanzado el considerado Wish You Were Here de los 90’s, Sky Moves Sideways, Porcupine Tree no tardaría en lanzar el excelente Signify, su cuarto LP de estudio que fue un paso cada vez más grande para la banda.

Para los que les gustó el sonido más experimental y clásico de la banda es considerado por muchos como una obra maestra del propio Wilson. Otros se quedan más en el sonido pesado que dejaría Lightbulb Sun en adelante.

En este LP decidieron dejar un poco el space rock psicodélico de los anteriores discos y las canciones largas para combinar más el rock progresivo con canciones experimentales, de jazz fussion o incluso del Krautrock al estilo bandas alemanas como Can (“Idiot Prayer” es un ejemplo). Al principio del disco, con la pista “Signify” anuncian claramente el sonido metalero que va a adaptar la banda a partir de sus próximos trabajos. El resto del disco es diferente y es el fin de la etapa de lo que los Porcupine venían haciendo. Es el último álbum de la primera era de ellos.

Otro cambio que representa Signify es que Porcupine Tree ya no es un proyecto solista comandado por Wilson con músicos de sesión, sino que ahora es una banda propia. Wilson en la voz, guitarra rítmica, samplers y teclados, Richard Barbieri también en los teclados que más tarde tocaría la guitarra principal, Chris Maitland en la batería y Colin Edwin en el bajo. Otros instrumentos como el mellotron o el bombo también son tocados.

El concepto del disco se anuncia en la primera pista, “Bornlivedie”, que trata de que toda persona debe evolucionar, significar o trascender. Puede que durante momentos el concepto se desarrolle erróneamente, pero no es nada.

El disco prosigue con la metalera e instrumental “Signify”, para luego dar paso a “The Sleep of No Dreaming”, una de las canciones más infravaloradas de los Porcupine, con una melodía excelente y unas letras tan espectaculares como emotivas. Luego del interludio “Pagan”, se da paso a “Waiting (Phase One)”, la más tranquila del disco con unos pocos acordes acústicos acompañados de unos bellos punteos y de unos sintetizadores de Barbieri que dan más ambiente a la canción. La segunda parte de esta canción está repleta de sintetizadores y cosas experimentales. El resto del disco sigue un poco más esa onda. Sin embargo al llegar a la tediosa “Light Mass Prayers” Signify pierde calidad, aunque al final, “Dark Matter” termina bien y con uno de los solos más improvisados del grupo.

Signify es el fin de la era de los 3 primeros discos, el mejor cierre para esta etapa (y en mi opinión personal tiene la mejor portada jamás hecha para un álbum de música). Luego pasarían a una calidad extensa desde Stupid Dream y terminando en las obras maestras In Absentia, Deadwing y Fear of a Blank Planet. Pero desde luego Signify suena aún diferente y es considerado un punto clave para el grupo. Muy recomendable.

Toto

Porcupine Tree – In Absentia (2002)

Porcupine Tree - In Absentia (2002)

Puntaje del Disco: 9,5

  1. Blackest Eyes: 9,5
  2. Trains: 10
  3. Lips of Ashes: 8,5
  4. The Sound of Muzak: 8,5
  5. Gravity Eyelids: 9
  6. Wedding Nails: 7,5
  7. Prodigal: 9,5
  8. .3: 8,5
  9. The Creator Has a Mastertape: 9
  10. Heartattack in a Lay By 9
  11. Strip The Soul: 8,5
  12. Collapse the Light Into the Earth: 8,5

Si tengo que inspirarme por algunas de las bandas del nuevo siglo, sin duda, Porcupine Tree es una de ellas. Formada en 1987 por el cerebro, productor, multi-intrumentista y compositor Steven Wilson, se ha caracterizado por combinar el rock progresivo de los 70’s con recursos mas modernos y psicodelicos, tal y cual como lo quiere Steven Wilson, que parece causarle placer combinar diversos tipos de géneros que también se incluyen en sus discos como solista y en sus proyectos paralelos.

In Absentia es el séptimo álbum de la banda, lanzado en 2002, marca un antes y un después en el transcurso de la banda, a nivel musical y compositivo, pulieron mucho respecto a sus álbumes anteriores. También en la formación es el 1er disco donde entra el baterista Gavin Harrison, luego de la salida de Chris Maitland.

Basicamente, In Absentia no es un álbum conceptual, pero si, la temática principal es sobre asesinos. Las diversas temáticas psicologicas se representan en cualquier canción, exceptuando “The Sound of Muzak” (es una queja personal de Wilson acerca de la Banalidad musical de los medios masivos), “Wedding Nails” y “.3” (Insturmentales) y “Heartattack In a Lay By” (Que cuenta la historia de una persona que sufre un ataque cardíaco en la carretera y su deseo de volver a estar con la persona que ama. No se sabe si esta reunión sucede o no.). El resto, es principalmente del tema ya dicho.

Y musicalmente, In Absentia es el mas diverso, cálido y atrevido de la banda, acompañado de una producción exquisita. “Blackest Eyes” comienza con un riff super enganchable con sonidos sintetizados con un ritmo de batería muy bueno, para luego comenzar con paisajes acústicos de parte de Wilson con psicodelía. “Trains” sería la canción mas inocente y tranquila, además de estar considerada la mejor canción de la banda por algunos,principalmente tiene paisajes acústicos, voces y coros de Wilson y compañía cuidados.

Voy a omitir algunas canciones, para no hacer tan cansina la critica, “Gravity Eyelids” tiene unos fantasmales coros de mellotron acompañada de una base trip hop y pianos siniestros, es la mas atmósferica del disco. “Prodigal” tiene unas melodías intensas y nostálgicas que la hacen excelente y por ende el tema mas hermoso del LP. “.3” y “Strip the Soul” suenan similares, porque tienen una linea de bajo similar, aunque “.3” tiene razgos de belleza, pero “Strip the Soul” no, aparte de sus letras violentas, los riffs son muy violentos con influencias funky y por ende es la canción mas oscura de todo el disco. Se nota también la influencia de la banda Tool. “The Creator Has a Mastertape”  es la más frenética del disco tan solo por el bajo y la batería vertiginiosos. En melodías tristes y depresivas, “Heartattack in a Lay By” es principalmente esa cosa dentro del album, es la mas triste, y también por las letras que causan dolor. Y finalmente “Collapse the Light Into the Earth” es la única balada dentro del album, con solamente lineas de piano.

Considerar a In Absentia como el mejor trabajo de la banda, es casi competitivo, ya que por otro lado están el excelente y oscuro Fear of a Blank Planet, pero podemos decir que musicalmente es el mas extenso y logrado de la banda.

Toto

Porcupine Tree – Fear of a Blank Planet (2007)

Puntaje del Disco: 8,5

  1. Fear of a Blank Planet: 8,5
  2. My Ashes: 6,5
  3. Anesthetize: 9,5
  4. Sentimental: 8,5
  5. Way Out of Here: 7
  6. Sleep Together: 7

Porcupine Tree es una banda formada a finales de los 80s en Hemel Hempstead, Inglaterra, liderada por el cantante, productor y multi instrumentista Steven Wilson. Se caracteriza por mezclar con acierto y gracia rock psicodélico y rock progresivo con un insistente metal, creando unos discos realmente originales.
Para la gran mayoría de su público, Fear of a Blank Planet es su obra cumbre, un disco en el que enfatizan sus influencias del ala más pesada del rock progresivo de mediados de los años 70, acompañándose de recursos más modernos como diversos programas de ordenador para crear atrayentes atmosferas de fondo (hay que destacar el enorme trabajo de Steven Wilson en la producción, clave en el sonido del grupo), y fue el disco que los consolidó como una de las mejores bandas del género del último lustro (huelga decir que desgraciadamente no tienen demasiada competencia).

En este, Porcupine Tree pretende hacer una crítica al abuso que hacen los adolescentes de los medios tecnológicos posibles, en los que basan su vida, apartándose del mundo más allá de las cuatro paredes de su cuarto, y con unos padres que no intervienen para mejorar la situación.

El disco abre con el tema “Fear of a Blank Planet”, una potente canción de la que hay que destacar sobretodo el salvaje guitarreo que lleva la batuta hacia el final del tema. Después de la algo floja balada “My Ashes” Porcupine Tree saca la artillería y se acompaña, además de Robert Fripp, guitarrista de King Crimson, para deleitarnos con el mejor tema del disco y seguramente de su carrera: “Anesthethize”, canción que consigue juntar de manera compacta variados pasajes sónicos, psicodélicos y metaleros valiéndose de unos logradísimos contrastes.

Después de esta inyección de adrenalina es esperable que el álbum baje de nivel y así es, pero manteniendo interés, “Sentimental” es una emotiva balada a piano y sintetizadores y con un Steven Wilson haciendo uno de sus mejores trabajos vocales. “Way out of here” es un tema en continuo crescendo en el que también se acompañan de Robert Fripp, aunque mucho menos inspirado esta vez, y por último llegamos a “Sleep Together” la canción encargada de cerrar el disco y que deja un sabor agridulce al tener pasajes orquestales sobresalientes y otros ambientales muy poco logrados.

Mauricio G.