Archivo de la categoría: Motörhead

Motörhead – Another Perfect Day (1983)

Motörhead - Another Perfect Day (1983)

Puntaje del Disco: 7,5

  1. Back at the Funny Farm: 8,5
  2. Shine: 8
  3. Dancing on Your Grave: 9
  4. Rock It: 7,5
  5. One Track Mind: 7
  6. Another Perfect Day: 6,5
  7. Marching Off to War: 7
  8. I Got Mine: 8,5
  9. Tales of Glory: 7
  10. Die You Bastard!: 7,5

Hacía tiempo que no escuchaba a Motörhead pero al darle “play” a este disco, recordé automáticamente su metal a pura velocidad y atropello, el cuál prácticamente nunca cambiaron. Por eso su sexto disco, Another Perfect Day,  no me sorprendió en lo más mínimo. Aunque saben qué, encontré alguna pequeña diferencia.

Este álbum nos trae una nueva formación. Además del eterno Lemmy, lo acompañan Brian “Robbo” Robertson en guitarra y Phil “Philthy Animal” Taylor en batería. Con Robertson en guitarra, si bien Motörhead sigue con su tendencia de hacer más o menos lo mismo de siempre, tiene un sonido un tanto más melódico en su speed metal. Aun así el aspecto melódico no es constante y la calidad de sus composiciones varía.

En ese sentido Another Perfect Day es un disco desparejo en su nivel. De entrada nos topamos con lo mejor que ofrece el trío. “Back at the Funny Farm” combinado con “Shine” es un coctel vertiginoso y muy efectivo de heavy metal. Y luego está “Dancing on Your Grave”, en donde Robbo tiene más lugar para bajar un tanto un cambio y ofrecer un muy buen riff y solo de guitarra. Gran tema, de lo mejor que van a escuchar de Motörhead, aunque se aleje un poco de su esencia.

Pasados estos tres cortes, la banda empieza a sonar un tanto más genérica y menos interesante, lo cual es frustrante luego del prometedor arranque, aunque no es para nada aterrador. Son temas que están bien dentro de lo que es el género y los más fervorosos metaleros van a disfrutar. Pero difícilmente quedan en el recuerdo. Aun así en la segunda parte,  nos topamos con “I Got Mine”, una de las que mejor combina su metal veloz con su toque sutil de melodía.

No esperen mucho más de Another Perfect Day. Es un disco de esos en los que solo es recomendable escuchar sus canciones más destacas.

Persy

Motörhead – Iron Fist (1982)

Puntaje del Disco: 7,5

  1. Iron Fist: 8,5
  2. Heart of Stone: 8
  3. I’m the Doctor: 5
  4. Go to Hell: 7
  5. Loser: 8
  6. Sex & Outrage: 7,5
  7. America: 8
  8. Shut It Down: 7,5
  9. Speedfreak: 7,5
  10. (Don’t Let ‘Em) Grind You Down: 8
  11. (Don’t Need) Religion: 7,5
  12. Bang to Rights: 7

Esta bueno tener un estilo particular que te diferencie del resto, lo que no está bueno es ser tan reiterativo en lo que se hace todo el tiempo. En el quinto trabajo discográfico de Motörhead uno se empieza a agotar de lo que hacen. No hay nada que diferencie a Iron Fist de sus discos anteriores, es más de lo mismo, más metal veloz y poderoso.

Habrá que entender que nacieron para hacer lo mismo todo el tiempo, pero esta vez con la sombra de Ace of Spades en su espalda, diciendoles que no van a poder superarlo y lo que hagan más adelante va a ser inferior si siguen el mismo camino. Pero esto a Lemmy le importa un joraca, prefiere seguir con su formula del éxito.

Así que Iron Fist es un disco efectivo en sus ambiciones pero sumamente monótono. Todos los cortes son iguales, incluso tienen exactamente la misma estructura. Es una pelota de canciones de trash metal que te van desgastando de a poco y no ofrecen variación alguna. Bueno sí, lo más diferenciado vendría a ser “I’m the Doctor”, en el cual bajan un poco la velocidad pero termina siendo un tema genérico y mediocre de metal.

Del resto es muy difícil decir que un tema sobre salga sobre el resto porque son calcos. En lo personal, motiva el comienzo con el ritmo vertiginoso de la homónima “Iron Fist” en su combinación con la penetrante “Heart of Stone”.

No hay mucho más para decir. Es un buen disco que van a saber apreciar especialmente los fans de la banda y el aficionado del metal. Más aún sabiendo que fue el último disco de Motörhead con su alineación conformada por Lemmy, Eddie Clarke y Phil Taylor.

Persy

Motörhead – Ace of Spades (1980)

Puntaje del Disco: 8

  1. Ace of Spades: 9
  2. Love Me Like a Reptile: 8
  3. Shoot You in the Back: 8
  4. Live to Win: 8,5
  5. Fast and Loose: 8
  6. (We Are) The Road Crew: 8,5
  7. Fire, Fire: 6,5
  8. Jailbait: 7
  9. Dance: 7
  10. Bite the Bullet: 6
  11. The Chase Is Better Than the Catch: 9
  12. The Hammer: 7,5

Increíble, este es el primer disco en el que Motörhead, la banda con su formación clásica, presenta una foto suya en la portada de un disco. ¿Un síntoma de cambio? Sí, pero este es un detalle menor. En su nuevo disco, Ace of Spades, Motörhead retomó las riendas que parecía podía perder con un álbum no tan sólido como Bomber. Y lo hizo con una modificación de productor en el medio. Jimmy Miller, quien había colaborado en sus trabajos previos, sería sustituido por Vic Maile.

El resultado sería positivo, a punto tal que Ace of Spades se tornaría en su disco más reconocido. Esto se debió a que Motörhead nos presenta su versión más súper acelerada y desgarradora de su trayectoria. No solo eso, sino que Ace of Spades es uno de los discos metaleros más veloces de su época, que se convertiría en una de las principales influencias de grupos posteriores como Metallica.

En este disco hay dos clásicos que claramente se destacan sobre el resto y paradójicamente son los más antagónicos. Marcan los extremos del disco. El primero, es el que titula al álbum, el “Ancho de Espadas”, mejor nombre no podía tener porque es la canción más fulminante y destructiva de Ace of Spades (le gana a todas) y es la que mejor representa lo que es la esencia del disco. Y el otro temaso es “The Chase Is Better Than the Catch”, el único corte distinto por ser más “lento” (una palabra ridícula si escuchan este CD), pero más descollante que los demás.

Después, lo que nos queda de Ace of Spades son puros cortes de proto trash metal que siguen con la demolición y rapidez en su máxima propulsión. Sin embargo, son muy similares entre sí. Por eso cuesta hablar de ellos individualmente y acá esta la flaqueza del disco. En un momento uno se da cuenta que todos los temas se transforman en una gran nube que no varía. Es un enorme “Fuck You!!”. Por eso al principio del álbum, uno siente su versión más excitante y devastadora, hasta que llega un punto en que los temas empiezan a aburrir por la falta de cambio y por la repetición de los mismos riffs.

Eso baja a Ace of Spades al mismo nivel terrenal que su otro gran álbum, Overkill. Por eso se dificulta determinar cuál es mejor entre ellos. Lo importante es que ambos trabajos son lo mejor que se podrá apreciar en la carrera de Motörhead.

Persy

Motörhead – Bomber (1979)

Puntaje del Disco: 7,5

  1. Dead Man Tell No Tales: 9
  2. Lawman: 8
  3. Sweet Revenge: 7,5
  4. Sharpshooter: 7
  5. Poison: 6,5
  6. Stone Dead Forever: 9
  7. All The Aces: 6
  8. Step Down: 7
  9. Talking Head: 8
  10. Bomber: 8

Con Overkill Motörhead se encontraba en un muy buen momento. Hecho que debía ser prolongado pronto en el tiempo. Por eso, no tardó en llegar, tan solo unos meses después, Bomber, que también contó con Jimmy Miller como productor, quien ya había colaborado con los Rolling Stones en importantes discos como Beggars Banquet, Sticky Fingers y Exile on Main Street.

La primera vez que uno escucha este disco piensa que se trata de Overkill. Y es que Bomber es la continuación de este último, no solo porque son del mismo año, sino también porque sus cortes parecen calcados. En otras palabras Bomber viene a ser una reescritura de Overkill pero lastimosamente inferior.

Aún así hay ciertas diferencias entre ambos discos. Si nos centramos puntualmente en Bomber es tanto o más explosivo que su predecesor y al mismo tiempo es un poco más oscuro. Basta con escuchar canciones como “Sweet Revenge” y “Step Down”, donde aparecen sus intensiones de variar un poco con un estilo más blusero, por así decirlo.

Pero estos cortes no son lo más impresionante del disco. Los mejores momentos los marcan claramente sus dos grandes clásicos “Dead Man Tell No Tales” y “Stone Dead Forever”, donde la destrucción heavy y rabiosa es impactante y sin igual. Son capaces de tumbar paredes y romper traseros con toda la furia.

Otros buenas canciones de este disco son la frenética “Bomber” junto a la potencia rockera de “Talking Head” y “Lawman”. El resto de los temas son menos logrados haciendo que Bomber sea desparejo, pero con su furibunda energía latente, capaz de revolotear tu masa encefálica con tu mano haciendo cuernitos a lo “Mostaza” Merlo hasta el hartazgo.

Persy

Motörhead – Overkill (1979)

Motorhead - Overkill 1979 Persi Music

Puntaje del Disco: 8

  1. Overkill: 9
  2. Stay Clean: 8,5
  3. (I Won’t) Pay Your Price: 8
  4. I’ll Be Your Sister: 7,5
  5. Capricorn: 7,5
  6. No Class: 8,5
  7. Damage Case: 8
  8. Tear Ya Down: 7,5
  9. Metropolis: 8
  10. Limb From Limb: 8,5

Motörhead es la legendaria banda británica fundada en los setenta por su bajista y cantante líder Lemmy Kilmister. Si bien se puede decir que la banda es de hardrock, también entran dentro de lo que es el heavy metal y el trash metal por su energía en su estilo y sonido.

“Overkill” editado en 1979, es el segundo disco del grupo y es el primer gran álbum en la carrera de Motörhead. El mismo captura la esencia de lo que es la banda, ya que es un disco de rock muy duro que puede ser confundido con metal.

Sin embargo, en “Overkill” no hay variación en los temas, eso puede tornarlo un poco monótono. Con escuchar los primeros segundos del álbum es suficiente para saber de que se trata todo el trabajo. Son puros rockers feroces, veloces y que te movilizan en todo momento. Entre ellos lo más destacado es la estruendosa y poderosa apertura que titula al disco. Otros temas notables y tan explosivos como el primero son “Stay Clean”, “No Class” y “Limb From Limb”.

“Overkill” sería uno de los trabajos más alabados por sus fans y junto a  “Ace of Spades” se transformaría en uno de los más distinguidos y exitosos de su carrera.

Persy