Archivo de la categoría: David Bowie

David Bowie – Live in Santa Monica ‘72 (2008)

Puntaje del Disco: 9,5

  1. Introduction:
  2. Hang On To Yourself: 9,5
  3. Ziggy Stardust: 9
  4. Changes: 9
  5. The Supermen: 9
  6. Life On Mars: 9
  7. Five Years: 7,5
  8. Space Oddity: 9
  9. Andy Warhol: 8
  10. My Death: 8
  11. The Width Of A Circle: 10
  12. Queen Bitch: 9,5
  13. Moonage Daydream: 9
  14. John, I’m Only Dancing: 9
  15. Waiting For The Man: 9,5
  16. The Jean Genie: 9
  17. Suffragette City: 9
  18. Rock ‘N’ Roll Suicide: 9

A lo largo de su carrera, David Bowie editó varios discos en vivo pero ninguno de ellos llegó a ser tan impactante como Live in Santa Monica ’72, el cual se hizo en base a la emisión de radio del show que Bowie dio en Santa Monica, en la época de Ziggy Stardust. Y es un gran hallazgo, no solo porque Ziggy Stardust marcó el pico de mayor esplendor de su carrera, sino también porque su banda “The Spiders from Mars” estaba en su mejor momento. Por eso Santa Monica nos ofrece la faceta más agresiva de las Arañas de Marte combinado con la magnificencia Glam que Bowie inculcaba en aquellos años, quien aparecía en sus presentaciones personificando al marciano Ziggy, con sus burlescos atuendos y su controvertida apariencia.

Live in Santa Monica tiene un setlist diferente al de Ziggy Stardust: The Motion Picture, el otro álbum en vivo (inferior) que más se le asemeja. En este disco aparecen distintos clásicos de sus primeros años, tomando números de The Man Who Sold the World, Hunky Dory y especialmente Ziggy Stardust, conformando un listado de canciones impecable, donde los únicos grandes ausentes son “Starman” y “The Man Who Sold The World”.

A mi modo de ver este show de Bowie se puede dividir en tres partes. En la primera parte, se da lugar a números de hardrock como la aplastante versión de “Hang On To Yourself” junto a la celebre “Ziggy Stardust”, que se entremezclan con los clásicos cabaretescos de Hunky Dory, “Changes” y “Life On Mars”, en los cuales Mike Garson hace una estupenda labor con el piano, de modo tal que no se extrañe Rick Wakeman, quien ya estaba sumergido en su trabajo con Yes.

Luego aparece el tramo acústico de esta presentación, conformado por “Space Oddity”, “Andy Warhol” y el cover “My Death”. Todas ellas bien interpretadas, pero no son tan abrumadoras como si lo es el resto del show.

Con “The Width Of A Circle” arranca la parte más destructiva de todo el recital. En estos 10 minutos descomunales, el guitarrista Mick Ronson, la gran figura de la noche, se florea haciendo lo que se le antoja con su guitarra. Luego aparecen versiones brutales de “Queen Bitch”, “Moonage Daydream” (con ese infernal solo de guitarra) y otros clásicos explosivos como “John, I’m Only Dancing”, “The Jean Genie” e incluso “Rock ‘N’ Roll Suicide” que pueden superar sin problemas a sus versiones originales gracias a Ronson. Y en medio de este revuelo, también está “Waiting For The Man” de la Velvet Undergound, interpretada con suma potencia. Un guiño de Bowie hacia Lou Reed, un mensaje de su admiración.

Live in Santa Monica ’72 engloba una performance brillante, sin puntos flojos (solo es un poco decepcionante “Five Years”, por los funestos coros de nuestro querido amigo Mick Ronson), fiel reflejo de lo impresionantes que podían resultar los teatrales y glamorosos shows de Bowie en los setenta.

Persy

Tu puntuación
(Votos: 0 Promedio: 0)

David Bowie – Aladdin Sane (1973)

Dabid Bowie Aladdin Sane 1973 Persi Music

Puntaje del Disco: 8,5

  1. Watch That Man: 9
  2. Aladdin Sane: 8
  3. Drive In Saturday: 9
  4. Panic In Detroit: 8
  5. Cracked Actor: 8
  6. Time: 7,5
  7. The Prettiest Star: 7,5
  8. Let’s Spend The Night Together: 8,5
  9. The Jean Genie: 8,5
  10. Lady Grinning Soul: 7,5

El esplendor que alcanzaría Bowie con Ziggy Stardust no pararía su carro. Un año más tarde editaría Aladdin Sane, un trabajo que se caracteriza por ser más extraño y experimental. Es un album que se diferencia por combinar buen rock con un sonido más jazzero que sus discos anteriores. Otra particularidad de Aladdin Sane se denota en que si bien los solos de guitarra de Mick Ronson siguen presentes, el que se lleva los aplausos en esta oportunidad es el excelente pianista Mick Garson, quien reluce su talento a lo largo de todo disco.

Sin embargo, Aladdin Sane no es un fuera de serie. No tiene un mayor status por el nivel de sus temas. Si los comparamos con Ziggy Stardust la consistencia sigue presente, ningún tema es relleno puro, pero son pocas canciones las superlativas.

Dentro de este contexto se pueden disfrutar de extraños temas cargados de jazz como “Aladdin Sane” y “Time”, y por otro lado buenos rockers como “Watch That Man”, “Panic In Detroit”, “Cracked Actor” y “The Jean Genie”. El disco también incluiria su divertida versión del clásico de los Stones “Let’s Spend The Night Together”, un aviso de lo que después sería Pin Ups, el álbum que Bowie lanzaría en el mismo año completamente integrado por covers de canciones de los sesenta.

Persy

Tu puntuación
(Votos: 0 Promedio: 0)

David Bowie – The Rise And Fall Of Ziggy Stardust And The Spiders From Mars (1972)

ziggystardust

Puntaje del Disco: 10

  1. Five Years: 9
  2. Soul Love: 8,5
  3. Moonage Daydream: 9
  4. Starman: 10
  5. It Ain’t Easy: 8
  6. Lady Stardust: 8,5
  7. Star: 8
  8. Hang On To Your Self: 9
  9. Ziggy Stardust: 10
  10. Suffragette City: 9,5
  11. Rock & Roll Suicide: 8

Ziggy Stardust no solo es el mejor disco de Bowie, superando otros exitosos álbumes como Hunky Dory y Heroes, sino que es uno de los más distinguidos de la historia del rock. De hecho la revista Rolling Stone lo ubica en el puesto número 25 dentro de esa categoría.

Musicalmente Ziggy Stardust es la obra maestra de Bowie. Es un disco que combina Glam rock con las influencias que venía demostrando en sus discos anteriores. Y conceptualmente es un álbum que relata la historia del extraterrestre bisexual Ziggy (personificado por Bowie en sus presentaciones) quien llega a la Tierra para anunciar el fin del mundo.

El disco comienza con “Five Years”, en la cual predomina el piano como en Hunky Dory y en donde nuestro protagonista advierte el fin dentro de 5 años. La historia continua con Ziggy intentando pregonar su mensaje apocalíptico formando una banda. En el medio aparece “Moonage Daydream”, uno de los clásicos más relevantes del disco, donde se destaca el genial solo de guitarra de Mick Ronson. Lo sucede otro superclásico, “Starman”, lanzado como single y donde la combinación de la guitarra acústica y su melodía son sencillamente sensacionales.

Ziggy Stardust continua tocando temas que hacen referencia a los excesos como las drogas e incluso la ambigüedad sexual y el travestismo. De hecho, la cabaretesca “Lady Stardust” es un homenaje a Marc Bolan y a la imagen que mostraba en el escenario. Después de “Star”, momento en el que el marciano comienza a transformarse en una estrella de rock, aparecen los temas más rockeros del álbum, empezando por “Hang On To Your Self”, con su estilo punk, el cual los Ramones tomaron para armar todo su primer disco de estudio. Luego, están los dos rockers más legendarios del disco: “Ziggy Stardust”, con su extraordinario riff de guitarra, en donde Ziggy comienza a decaer dominado por su ego y decide disolver su banda, “The Spiders From Mars”; y el bullicioso “Suffragette City”, en el que se relata que luego de la ruptura el alienígena entra en una espiral de consumo de drogas y sexo.

Finalmente, Ziggy Stardust termina con su vida y concluye esta fantástica ópera rock en “Rock & Roll Suicide”.

Persy

Tu puntuación
(Votos: 0 Promedio: 0)

David Bowie – Hunky Dory (1971)

David Bowie Hunky Dory 1971 Persi Music

Puntaje del Disco: 9,5

  1. Changes: 9,5
  2. Oh! You Pretty Things: 9
  3. Eight Line Poem: 7
  4. Life On Mars?10
  5. Kooks8
  6. Quicksand: 9,5
  7. Fill Your Heart: 7
  8. Andy Warhol: 9
  9. Song For Bob Dylan: 8,5
  10. Queen Bitch: 9
  11. The Bewlay Brothers: 8,5

Cuando parecía que Bowie podía continuar con el hardrock de The Man Who Sold The World, el músico hizo un giro inesperado publicando Hunky Dory en 1971. Este cambio se refleja en el estilo del disco. Donde no solo predomina la guitarra acústica resaltando el folk, sino que también toma mucho más protagonismo el piano cabaretesco de Rick Wakeman.

Hay un par de cualidades que también distinguen este trabajo: en primer lugar se nota una maduración de Bowie, especialmente fundado en el cambio abordado respecto a The Man Who Sold The World, donde los riffs de Mick Ronson dejan de ser la cualidad distintiva de sus cortes; en segundo lugar, los claros homenajes que Bowie dedica a distintas personalidades del ámbito, ya sea Bob Dylan, Andy Warhol, The Velvet Underground (“Queen Bitch”) y hasta Neil Young (“Quicksand”); por último, el material sigue siendo sólido y al igual que en The Man Who Sold The World un par de clásicos son los que sobresalen como “Changes”, por su pegadizo y reconocido estribillo, y “Life On Mars?”, un número que parece sacado de Ziggy Stardust.

Hay que remarcar también que con el lanzamiento de Hunky Dory se acentuaría el glam rock del cual fue padre. Ya en la portada de The Man Who Sold The World se lo vería con un vestido de mujer. Al igual que Marc Bolan se puede observar un Bowie que juega aún más con la ambigüedad sexual. De hecho en aquellos años, tanto él como su esposa (Angela Bowie) se declararon bisexuales. Y según se cuenta, Bowie la encontraría con Mick Jagger en la cama, quien luego escribiría “Angie” como dedicatoria.

Hunky Dory junto a The Man Who Sold The World serían la antesala de una de las mayores obras maestras de glam dadas a conocer en la historia del rock: Ziggy Stardust.

Persy

Tu puntuación
(Votos: 0 Promedio: 0)

David Bowie – The Man Who Sold The World (1970)

Puntaje del Disco: 9

  1. The Width of a Circle: 9,5
  2. All The Madmen: 8
  3. Black Country Rock: 8,5
  4. After All: 9
  5. Running Gun Blues: 8
  6. Saviour Machine: 8
  7. She Shock Me Cold: 8
  8. The Man Who Sold The World: 10
  9. The Supermen: 8,5

David Bowie es uno de los solistas más importantes de la historia del rock junto a Bob Dylan. Su aparición y estilo en los sesenta lo llevó a ser catalogado como el padre del Glam rock, y las transformaciones que experimentó a lo largo de su carrera (no solo desde lo musical sino también en la apariencia), lo transformaron en uno de los artistas que más se diversificó en el rock.

Luego de su primer disco, David Bowie se preocuparía por armar su propia banda de rock. Y lo lograría al conseguir la colaboración de Mick Ronson. Con el guitarrista a su lado editaría en 1970 The Man Who Sold the World, un disco esencialmente de hardrock muy propio de lo que se podía escuchar en los inicios de los setenta.

En este trabajo Bowie demuestra su capacidad, generando un producto en el cual todos los cortes rockean de manera constante con muy buenos riffs y melodías. Sin embargo, no abundan los claros hits. Su homogeneidad es el motivo por el cual los temas que se salen un poco del molde se terminaron transformando en clásicos, tales como: «The Man Who Sold the World» y «The Width of a Circle».

En definitiva, este disco es uno de los mejores de Bowie, quien se animo a rockear a la altura de Led Zeppelin y The Who sin problemas.

Persy

Tu puntuación
(Votos: 0 Promedio: 0)