Archivo de la categoría: Adelantos, Notas y Secciones

Pacto

No he venido con reproches polvorientos,

no pretendo rezumar la desazón,

yo no cargo con seglares sentimientos

ni tampoco visto fardos de rencor.

Yo he vivido multitud de iniquidades;

como el mártir de la iglesia en su misión,

es mi vida sucesión de adversidades,

es mi pecho el recipiente del sopor.

Procuré los buenos modos sin preludio,

dediqueme a lo correcto y al deber,

mi objetivo fue el camino del estudio,

los inmensos beneficios del saber.

Invertí mis años mozos al trabajo,

ciudadano más altivo que ejemplar.

¡Pero el mundo es un maldito escupitajo,

un pantano, una marisma, un huracán!

Fue terrible mi accidente desdichado,

fue solombra, fue penumbra, fue acritud;

ahora soy un pobre inválido lisiado

sin estima, sin sonrisa y sin quietud.

«No es el fin» dicen los sanos optimistas,

«No te rindas» dijo empático el doctor,

pero yo sé bien que es voz de conformistas,

resignados a vivir con su dolor.

No hace falta ver al cielo prosternado,

pues rezar no cambiará lo que pasó;

es inútil suplicar arrodillado

porque dios es otro imbécil como yo.

Impotente mentecato desvalido,

si me aguarda, si me escucha o si me ve,

sordomudo indiferente y aburrido,

ni me ayuda ni me entiende ni me cree.

Hoy, por eso, invoco presto a los demonios,

a las flamas del infierno ruego yo

que al honrarme con sus dignos testimonios

me concedan lo que el cielo me negó,

que la gloria del averno sea la cura

de la tirria que este mundo puso en mí,

que en mi alma la bicorne fiel creatura

haga merma de mi pena y mi sufrir.

Pido atento en justo pacto una avenencia,

un contrato que se cumpla a toda ley:

quiero un poco de alegría en mi existencia,

luego a cambio depondré al sumo rey.

Cuando muera, iré al vergel a sublevarme

y daré un golpe de estado contra dios;

hallaré la forma idónea de vengarme,

lograré lo que ni el diablo conquistó.

Kobda Rocha

Calificación de Usuarios
[Total: 1 Average: 5]

Coprofernalia para triptofanitos retuertos

Crucé la infancia con la tortura de atinar a responder correctamente la pregunta más farisea que puede lanzarse contra un niño ingenuo y perturbado: “¿qué quieres ser de grande?”.

Quiero ser una buena persona, quiero ser un hombre justo, quiero ser honrado y honesto, quiero ser un buen amigo y el mejor esposo, quiero ser un excelente ser humano; ninguna respuesta satisfizo nunca a los adultos. Ellos esperaban que respondiera con un verbo, una acción, lo que quería hacer, una profesión. Quiero ser un lector loable, quiero ser un gran pensador, quiero recostarme en el campo y mirar el cielo todos los días, quiero ser el mejor escucha que un músico pueda tener, quiero ser un fiel fanático de las artes, quiero aprender a apreciarlo todo, quiero amar la vida, el mundo y los humanos en él. Pero ninguna respuesta satisfizo nunca a los adultos.

“Astronauta, maestro, doctor, bombero” decían otros niños. “Quiero ser rico, ¡millonario!” parecía funcionarle a mi primo segundo. “Quiero ser como mi mamá” contestaba mi vecina. Pude plagiarme sus respuestas, pero preferí ser sincero con ellos y conmigo ―aunque eso me costara el bienestar emocional. Quiero ser feliz, quiero ser dios, quiero ser yo mismo. Sólo conseguí sendas risas y leves burlas por mi pueril inocencia. “Ya crecerá,” se decían los unos a los otros sin preocuparse por que yo los escuchara, como dando por hecho que era tonto y que no entendía lo que eso significaba; “tendrá que madurar algún día” repetían incrédulos.

Tenían razón. Crecí, y maduré. Por fin lo conseguí. Ahora soy una buena persona, soy un hombre justo, soy honrado y honesto, soy un buen amigo y el mejor esposo, soy un excelente ser humano, soy un lector loable, soy un gran pensador, me recuesto en el campo y miro el cielo todos los días, soy el mejor escucha que un músico puede tener, soy un fiel fanático de las artes, he aprendido a apreciarlo todo, amo la vida, el mundo y los humanos en él, soy feliz, soy dios, soy yo mismo. Con embargo, los adultos todavía no están satisfechos con ello.

Kobda Rocha

Calificación de Usuarios
[Total: 1 Average: 5]

Avances: Tenet

Trailer de la nueva película de Christopher Nolan que se está esperando para Agosto de este año (si el Covid-19 lo permite).

Calificación de Usuarios
[Total: 0 Average: 0]

Línea del Tiempo del Cine: Nueva Sección

Finalmente, Inauguramos una nueva línea del tiempo: ¡La Línea del Tiempo del Cine!

Podrán ingresar a la misma, desde el menú del costado superior izquierdo desde la versión Web del Sitio:

O bajando en donde está toda la info del sitio desde un celular:

Por el momento en la misma encontrarán las reseñas de películas ordenadas por año y por puntaje, de manera similar a nuestra Línea del Tiempo de Rock Internacional y del Rock en Español.

Por otra parte, como podrán darse cuenta, la mayor parte de las reseñas pertenecen a filmes del 2012 en adelante, ya que es cuando empezamos a reseñar películas en Persi Music, haciendo foco principalmente en aquellas películas que se iban lanzando en el momento.

De todas formas, encontrarán las críticas de algunos clásicos cinematográficos del pasado (y también algún que otro desastre).

Con el tiempo iremos completando esta sección con las reseñas que vayamos escribiendo de películas de todos los tiempos, y además empezaremos a conformar la Línea del Tiempo describiendo las distintas etapas de la historia del Cine como referencia.

¡Próximamente inauguraremos la Línea del Tiempo de las Series!

Calificación de Usuarios
[Total: 1 Average: 5]

Best Bass Beginnings

En esta ocasión, la digresión de esta semana estará destinada a lo intros de bajo más sabrositos. Es menester aclarar que de estos hay muchísimos, por lo que no voy a mencionar “los mejores” según los análisis musicales por teoría o desempeño (que la crítica haga su trabajo sin mi intromisión) sino, más interesante aún, mencionaré los que personalmente causan una impresión, una emoción o una sensación maravillosa al escucharlos. Así pues, aquí mi top:

A) Twiggy Ramirez en Weak And Powerless de A Perfect Circle hace una entrada espectacular: el caminar de los escarabajos. Refleja el perfecto andar de una sirena cavando su propia tumba, desesperada y hambrienta, débil y despoderada. Complementando su actuación con un ciempiés a media canción, tantas pisadas sin tropiezo, en total armonía.

B) Schism es probablemente la canción con el intro de bajo más intenso que Justin Chancellor haya podido llevar a cabo. Es profundo, es excelso, es magistral, es… Tool.

C) En Seemann, Oliver Riedel alcanzó uno de los bajos más nostálgicos de todos los tiempos. La destreza tanto en composición como en ejecución es sublime. Esta gran canción de Rammstein, liderada por este gran intro, no tiene falla alguna; de principio a fin, la línea armónica del bajo es una maravilla.

D) Poder de Maniática tiene uno de los mejores intros de bajo que España ha logrado conjurar. Luis Miguel Ruiz “Txispin” alcanza un movimiento prodigioso tan tremendo que no importa lo que venga después, la canción ya vale con solo el puro intro de bajo, el cual es incluso por mucho mejor que el solo intermedio de guitarra.

E) Por Piedad de Luzbel abre con un supremo bajo de Antonio Morante. Lento, hosco, acompasado y monotonal; el sonido representa a la perfección el viacrucis, cada golpe al instrumento es un paso de cristo acarreando el madreo sobre su espalda.

F) En general, Chris Wolstenholme hace un excelente trabajo como bajista en Muse; sin embargo, en Hysteria logró detonar una sensación de verdadera histeria. Apenas comienzan a sonar los primeros compases, uno siente la irrefrenable ansiedad de ir y poseer aquello que uno quiere con más ganas en esta vida. Este intro tiene la aceleración al punto que se necesita para ser genial.

G) Talena Atfield ejecuta una eminente Paperdoll, posicionando a Kittie en el pináculo de su sonido inaugural. Tiene una agresividad desconcertante, como un rencor desenfundado que explota mucho antes de que el resto de la instrumentación se atreva a seguirle el paso. Éste es un desempeño digno de ser un intro solo de bajo, sin compañía alguna, es suficiente con su propia majestuosidad.

H) Type O Negative en Black No. 1 abre con un ultra súper duper archi réquete recontra espléndido bajo. El sonido de la noche sensual, la oscuridad en luna llena, la muerte seductora, la número uno. Peter Steele se sacó un diez redondito con este intro, sin desconsiderar todo el gran trabajo realizado a lo largo de su carrera como bajista.

I) Transmetal tiene muy pocos intros de bajo. Algunos buenos están acompañados por el resto de los instrumentos o no son precisamente intros (Las alas del emperador como ejemplo), pero entran a esta lista gracias a la grandiosa El único oscuro del disco Zona Muerta. Un bajo tremendo, gran trabajo del maestro Lorenzo Partida.

J) Y finalmente, Micky Huidobro en Que no te haga bobo Jacobo. Masterice!!

En fin, la lista podría extenderse harto más. No he mencionado a muchos: República de ciegos y Caliente de Juan Chávez en Resorte, Escupes la daga de Mario Amador en Leprosy, Matando güeros de Hongo en Brujeria, Memento Audere Semper de John KillerBob en Cadaveria, etcétera, etcétera y mucho más etcétera. Sin embargo, quiero terminar esta digresión con una mención especial:

K) En el álbum tributo a Transmetal, Ricter interpreta Amanecer en el mausoleo, la cual es una canción instrumental carente de intro. Pero en este cover se añade un intro (no solo de bajo) pero la línea melódica del bajo es una preciosura musical. Por mucho, este cover supera a la canción original, pero eso ya es tema de otra digresión…

Kobda Rocha

Calificación de Usuarios
[Total: 3 Average: 2]

17 años para recorrer el mundo

Hoy, 14 de febrero de 2036, mi sobrino Jorge Luis compartió una imagen con el poema XVII de Bécquer en el perfil de su novia Ulalume. Esas imágenes siempre se comparten masivamente sin saber nunca quién las generó; así que me pareció interesante averiguar.

La imagen venía de una publicación hecha el 27 de marzo de 2019 en la página llamada Poemas Románticos y otras cursilerías ♥. Lamentablemente, el administrador que la publicó es Bombita, lo cual hace imposible rastrear al responsable, pues Bombita podría ser cualquiera en este mundo. Sin embargo, en la descripción tiene una dedicatoria:

«Algún día, después de darle la vuelta al mundo y ser compartida por generaciones y haber ayudado a miles de parejas a enamorarse, esta imagen finalmente encontrará su destino y se proyectará en la pantalla de tu celular.»

– Bombita –

Entonces, apago el celular, te miro tiernamente y exclamo con un poco de miedo: “¡Gracias… Bombita!”. Sonríes traviesa y complacida, pues sabes que es cierto: hoy creo en dios.

Kobda Rocha

Calificación de Usuarios
[Total: 1 Average: 5]

Aún…

Cuando mi esposo murió, me lo comí. Era lo más natural después de cincuentaidós años de matrimonio. Tantos años de amor no se pueden echar a un hoyo en la tierra así nomás. Es, simplemente, antihumano. Más sensato era comérmelo.

No me lo comí en una sentada, me lo fui chiquiteando durante nueve meses: me desayunaba un vasito de sangre, me cenaba un ojito con mermelada, a veces preparaba un caldito de pie o mano y me duraba para tres o cuatro días. Lo último que me comí fueron sus labios; es que no podía decidir cuál era la mejor forma de guisarlos, con tantas cosas que me dijo, con tantos besos que me dio, ¡ay! tantos recuerdos… y al final me los comí así, crudos y fríos, como habían estado últimamente.

En estos últimos tres meses ya nada me sabe igual. Ya no me entra el pollo ni el cerdo ni la res ni el pescado; es más, ya ni la fruta ni el pan ni las frituras ni nada. Después de mi marido, todo lo siento insípido y sin chiste.

Antier, justo en su primer aniversario luctuoso, sentí que me moría de tristeza y soledad. Tal vez sí lo hice, porque lloré y lloré y lloré. Es que mi viejito me hacía tanta falta… Cuando desperté ese día, mis piés no entraron en los zapatos; supuse que estaban hinchados por la mala circulación y que por eso todos mis zapatos me quedaban chicos. Pero más tarde me empezaron a salir dientes nuevos; creí que estaba loca, ¡cómo a esta edad me iban a crecer dientes otra vez! Y se puso más extraño en la noche cuando fui al baño y vi que ya no tenía vagina, en su lugar me colgaba un penecito arrugado: me masturbé para ver qué se sentía pero, por más que froté y froté por horas, nunca se puso duro.

Ayer desperté con barba y sin senos. Mi vista había mejorado después de treinta años, ya no necesitaba los anteojos. También mi estatura había aumentado y mi artritis desapareció. Lo malo es que me empezó a doler el riñón y me apareció una tos tan tremenda y molesta que terminó por dejarme la voz ronca y grave. Fui desapareciendo poco a poco hasta que el espejo dejó de reflejarme por completo.

Hoy por fin salí a la calle; fui al mercado a comprar una pechuga de pollo y un kilo de tomates verdes. Cuando me preguntaron «¿Qué milagro, señor? ¿Cómo está usted?», yo sólo les respondí que me siento muy triste y muy solo, que la comida ya no me sabe y que ahora todo se ve más negro en esta casa vieja. Tal vez, después de vivir cincuentaidós años casado con la misma mujer, es bastante natural sentirse así tras su muerte. Pero yo, de todos modos, extraño tanto a mi viejita…

Kobda Rocha

Calificación de Usuarios
[Total: 2 Average: 5]

Entrevista a Roadie

La banda de San Miguel de Tucumán, Roadie, nos brindó esta entrevista en la que nos cuentan su presente y sobre el lanzamiento de su último single «Bufandas».

¿Cómo presentarían a Roadie para quienes todavía no los conocen?

Somos una banda de san Miguel de Tucumán, llevamos siete años construyendo este proyecto, cantando lo que sentimos, reinventándonos y explorando sonidos que nos identifican constantemente. Comenzamos con un EP de 3 canciones titulado El Arte de las Decisiones y en 2018 presentamos nuestro primer disco, Diagonal Norte. Hace unas semanas sacamos una canción llamada «Bufandas».

¿Qué es lo que más destacan de su último single “Bufandas”?

La frescura, si bien es un tema que ya veníamos tocando en vivo, a la hora de grabarlo se construyó desde cero.

Producimos el tema con Fleko Correa y Álvaro Morales (Johny Boy) y ellos, en gran parte, pudieron darle otra lectura e incorporar nuevos elementos o reforzar lo que teníamos en mente.

En “Bufandas” se nota la influencia del Synth Pop. ¿Cuáles sienten que son sus principales influencias en el género y hacía dónde siente que está evolucionando el grupo?

Roadie arrancó siendo quizás por así decirlo una banda más «rockera». Nos volvían loco The Strokes, Arctic Monkeys, The Libertines, The Smiths. En ese camino, encontramos mucha más música y elementos que nos gustaban como Two Door Cinema Club, Depeche Mode, etc…

Por lo general componemos en una especie de democracia, entonces se ve involucrado todo lo que escuchamos cada uno y se vuelca en el ensayo. Fue todo un proceso que fue girando constantemente en esa búsqueda de un sonido propio.

Ya en nuestro primer disco nos dejamos llevar al agregarle teclas más presentes y ese disco nos llevó a compartir escenario con bandas como Bándalos Chinos, Usted Señalemelo, Telescopios… En algún momento eso que escuchás constantemente de alguna forma se tramita como influencia y para este single queríamos un sonido actual, de eso se encargó Fleko y Álvaro sobretodo.

¿Cómo están sobrellevando la pandemia de hoy en día como banda?

Si bien veníamos parados, teníamos un show el 8 de abril en el que volvíamos a los escenarios con nueva formación.

Era muy importante para nosotros porque veníamos generando una perspectiva nueva y laburando mucho el show.

La pandemia nos tomó por sorpresa y un poco nos bajoneó, pero de todas formas nos dio también el tiempo de replantearnos decisiones, componer más, también trabajar en nuestros proyectos solistas.

¿Cuáles son sus próximos proyectos como grupo?

Queremos principalmente retomar el ritmo, subir canciones nuevas que ya tenemos grabadas y esperamos con ansias la habilitación para poder realizar esa serie de shows que quedaron pendientes. Actualmente somos un trío y seguro nos vamos a ir sorprendiendo nosotros a medida que pase el tiempo. Hay Roadie para rato.

Calificación de Usuarios
[Total: 1 Average: 4]

La generación del fracaso

Pertenezco a una generación volcada en la desilusión, nacida en la comodidad (sí) pero heredera del desencanto. El grupo de estadísticas al que pertenezco es de ociosos inconformes pero, al mismo tiempo, de activistas conformistas. Somos los vegetarianos, veganos, naturistas, ecologistas, ateos, agnósticos, cientólogos, conspiranoicos, facebookeros, twitteros, yutubers, instagramantes, lesbianas, gays, bisexuales, trasvestis, transgéneros, transexuales, intersexuales, pansexuales, asexuales, demisexuales, queers, zoosexuales, feministas, feminazis, emos, hipsters, morenórdicos, vikingóticos, emprendedores, universitarios, sabionditos, que saben mucho pero no saben qué hacer con lo que saben. Somos una población que tiene toda (¡TODA!) la información a la mano (literal “a la mano”) en un teléfono móvil con veinte pesos de saldo para internet pero que, aún, nos la pasamos viendo videos insulsos y compartiendo memes bobos, entretenimiento ambos para pasmarotes y patosos. En fin, pertenezco a una generación que fracasó. Y ya. Fracasamos y punto.

Las historias de mi antepasado más antiguo que se contaban (las de mi tatarabuelo) eran sobre un hombre paupérrimo entregado al trabajo duro, de campo, de sol a sol, sin descanso más que el lecho amoroso de su esposa y las risas joviales de sus hijos. Él era un hombre que enseñó a mi bisabuelo el valor del trabajo y la familia, hombre de fe que inculcó la devoción y la virtud en toda su decendencia, practicante de buenos hábitos, cariñosos, trabajador (eso ya lo dije pero era tan trabajador que quizá debiera repetirlo tres veces) y, por sobre todas las cosas, trabajador.

Mi bisabuelo fue un revolucionario que peleó por defender a su nación. Era un hombre de principios, de valores, lleno de orgullo y patriotismo. No se amedrentaba ante hombre alguno y era capaz de acomodar una bala en cualquier sien con tal de asegurar el bienestar de su familia, su pueblo y su dios. Él era un hombre valiente, valeroso y honorable.

Mi abuelo, hijo de la revolución, aprendió de su padre sobre honor, fidelidad y patriotismo, y de su abuelo aprendió sobre trabajo, ahorro y sensibilidad. Él aprendió a leer y escribir gracias a que curso tres años de primaria. Heredó de su padre un gran terreno de milpas y ganado, además de la casa y todas sus pertenencias. Aprendió a disparar su arma pero nunca la usó porque nunca fue necesario, ya que todos en el pueblo lo respetaban. Se casó a los quince años y murió sonriente junto a su esposa. Trabajó desde los diez años y no se detuvo hasta los setenta; hizo una fortuna con sus manos enlodadas y su frente bajo el sol; a cada uno de sus hijos le dejó terreno, casa y educación escolar. Era amoroso con sus nietos y nos daba mejores consejos y enseñanzas que cualquiera de nuestros padres o maestros.

Mi padre fue uno de esos hippies revoltosos, luego punketos anarquistas y después rockeros rebeldones. Estudió animosamente hasta la preparatoria y, aunque dejó trunca la universidad tras darse cuenta que no pasaría jamás del segundo semestre, participó de todos los movimientos sociales de posguerra que surgieron en su juventud. Se gastó la riqueza de su padre en banalidades para disfrutar la vida al máximo pero, finalmente, se enroló en una empresa donde trabajó diariamente durante más de treinta años hasta su jubilación por seis mil pesos cada quince días de ocho horas más bonos, aguinaldo y prestaciones. Financió toda mi educación escolar hasta el posgrado y murió en la cama donde duerme mi madre. Él solía decirme que yo podía lograr todo lo que yo quisiera hacer y que lo más importante de todo era mi felicidad. También solía decir que él había superado a su padre y que deseaba que, igualmente, yo lo superara a él en todos sentidos.

Recuerdo que en mi infancia y adolescencia escuchaba canciones con alto entusiasmo en el mensaje social que promovían la unión de los pueblos contra la opresión, dispuestos a todo para conseguir una mejoría en nuestro estilo de vida. Desde la ya para ese entonces vieja Abuso De Autoridad de Three Souls In My Mind hasta la novedosa Energía Contra Ley de Sekta Core. Con sólo los títulos de las canciones ya se sentía un impulso por levantar el puño exigiendo justicia: Andamos Armados de Control Machete, La Carencia de Panteón Rococó, El Vals Del Obrero de Ska-P. Cómo olvidar ese grito insistente, orgulloso de estar entre el proletariado, y aquel gran himno de Molotov, Gimme The Power, en contra de los poderosos, los barbajanes y el gobierno.

Tres grandes bandas que promulgaban la consciencia social y la resistencia de clase eran Resorte, A.N.I.M.A.L. y Brujería. La primera canción del primer disco de Resorte, América, era ya una invitación a la congregación de todo Latinoamérica en pro de los derechos humanos (tal como lo hizo nuevamente Molotov en Voto Latino y A.N.I.M.A.L. en Poder Latino) y no sólo era un mensaje de unión sino de pensamiento; así se reflejaba en Think y en Opina O Muere (las cuales son comparables con Habla Y Piensa de Sekta Core), qué maravilla es que alguien te dé a elegir: opinar o morir.

Las dos Revolución, de Brujería y A.N.I.M.A.L. respectivamente, eran un gran grito de fuerza y coraje. En realidad, Brujería se preciaba de valentía casi al grado de guerrilla: División Del Norte y Marcha De Odio son ejemplo de ello. A.N.I.M.A.L., por su parte, tiene un gran historial de memoria, fuerza y unión: Gritemos Para No Olvidar, Usa Toda Tu Fuerza y Fuerza Para Aguantar por mencionar algunas de las mejores.

Creo que se esperaba demasiado de una generación que creció con tan emblemáticos ídolos de fuerza, resistencia, rebeldía y unión; pero no fue así. Seguramente mi tatarabuelo, mi bisabuelo, mi abuelo, mi padre y todas las bandas que escuchaba en mi juventud estarán decepcionados de un tipo macilento con estudios de maestría en una materia que a nadie interesa y que en nada ayuda a este mundo, sin empleo, sin metas a futuro, sin hijos, que se casó y se divorció por razones estúpidas ambas veces, que vive en casa de su madre y nunca va ni a una junta vecinal porque no le importa su pueblo, su nación ni su integridad propia aunque presume de consciente, tolerante, empático e incluyente. Qué otra cosa se podría esperar de un tipo que pertenece a una generación exitosa para fracasar.

Kobda Rocha

Calificación de Usuarios
[Total: 1 Average: 5]

Scream Masters

Hoy haré algo diferente con la digresión de esta semana, algo que no había hecho hasta ahora y que probablemente sea un ejercicio recurrente a partir de ahora. El recurso será una lista, una especie de top. Comenzaré esta primera lista con los mejores gritos, los cantantes con las cuerdas vocales más fragorosas. No he querido enumerar la lista porque eso supondría que estoy posicionando a unos sobre otros, de mejores a peores o viceversa, y no es ésa mi intención; por ello, he optado por utilizar incisos para que no refleje soberbia superioridad sino coexistencia y comunión.

Probablemente, debiera comenzar con King Diamond, Rob Halford, Bruce Dickinson o alguno de los afamados y siempre nombrados clásicos padres del género; sin embargo, atenderé más a mis preferencias personales y mencionaré los que yo considero más significativos en mi repertorio auditivo, además así no terminaremos repitiendo lo mismo de siempre…

A) Glen Benton es lo más hosco, corpulento y desgarrador que conozco en cuanto a gritos se refiere. Su tratamiento combinado del grave al agudo es sinigual. La escala de alcance que tiene, cada vez mejorado con el tiempo y la práctica, ha hecho de Benton el amo y señor de la maldad vocal. Una invocación al señor oscuro en boca de Glen Benton es el mayor himno a las tinieblas.

B) Peter Tägtgren es poseedor de una garganta estruendosa. Sus gritos, sobre todo los agudos, son un deleite sonoro. Él ha logrado perfeccionar sus desplantes vocales en exacta comunión con sus composiciones; desde los inclementes remates de Roswell 47 en Hypocrisy hasta el ejemplar intermedio de Just Hate Me en Pain, Tägtgren se ha posicionado como un maestro del grito.

C) Dani Filth es otro de los vocalistas con suma potencia vocal. Sus predominantes agudos son el ingrediente explícito de profundidad y malevolencia que dan a su desempeño vocal su peculiar excelsitud. Dani Filth es una eminencia de profundidad, es una aguja que llega hasta el fondo del abismo, es un glorioso taladro en el oído.

D) Los gritos de Morgan Lander en Spit son poderosísimos. Todo el álbum debut de la banda tiene una intensidad en sus desempeños vocales, los cuales tienen una correlación directa con las letras y temáticas, sin mencionar la fuerza rítmica musical. Kittie, en el año 2000, nos ofreció la novedosa epifanía de un new metal femenino con intención y maestría. Éste es un discazo lleno de emoción, de sinceridad, de revelación.

E) Sakis Tolis es también uno de los maestros del grito. El suyo es un grito un poco más mesurado en cuanto a brío se refiere, mas no por ello menos vigoroso. Es intenso, profundo, emotivo, cargado de intención y sentimiento. Su trabajo en Kata Ton Daimona Eaytoy es prueba de su magnanimidad. A lo largo de la biografía de Rotting Christ, Sakis ha tenido grandes etapas con distinto desempeño de buenos alaridos en cada una, aunque quizá su mejor entrega es Elthe Kyrie donde, a dueto con la fabulosa Danai Katsameni, evoca una sonoridad impresionante… inevitable… imprescindible.

F) In This Moment es quizá mi favorito personal. El desenvolvimiento de Maria Brink como vocalista la ha llevado a niveles supremos de emotividad. La música exacta creada a la medida de su voz, sus letras llenas de furia y su agresividad repentina hacen de Maria Brink una garganta estrepitosa, potente, desgarradora y perfectamente sublime. Es ella la mejor de todos.

Ha llegado el momento de nombrar a aquellos que entran a las filas de esta lista por un solo grito en toda su carrera. Y no es que sean malos (de hecho en general su trabajo vocal es bueno… aunque no suficiente para compararse con los grandes, en cuanto a gritos se refiere) sino que en algún momento lograron superarse a sí mismos y nos ofrecen un deleite peculiar, único, casi eventivo.

G) El primero de esta categoría es J Mann de Mushroom Head en These Filthy Hands. Como dije, todo su desempeño en el álbum debut XX y su secuela XIII es excelente; sin embargo, en esta canción en particular se lució al gritar “I gotta get clean! The rain will cleanse me, and I’ve got to wash these filthy hands…” con un perfecto contrapunto a lado de Jeffrey Hatrix.

H) El segundo de la categoría en mi lista es Tavo Limongi, quien ya se preparaba desde su grito de apertura en América. Al igual que J Mann con Jeffrey, Tavo encontró su contrapunto perfecto con Juan Chávez. El grito máximo se encuentra en Mal Te Equivocas del álbum XL con el tan tremendo y desgarrador “Maaaal…!!!”.

I) El tercero es el gallo Micky Huidobro de Garay en la canción Apocalypshit. De hecho, ya tenía sus antecedentes, por ejemplo, desde ¿Por qué no te haces para allá… al más allá? y Que no te haga bobo Jacobo, pero en esta rola de verdad se le metió el diablo en ese grito final desinteresado siquiera cuando termina la canción, pues el grito no cesa sino hasta que el demontre es exorcizado.

Hasta aquí dejaré esta lista por ahora. No obstante, algo que no se debe olvidar es que los gritos no son aislados, siempre están acompañados de todo a su alrededor, todo influye y participa en la calificación del grito: la letra, el ritmo, el momento, incluso el volumen, la duración, el tono, la posición interna en la estructura, aun la ecualización y el motivo. No es lo mismo gritar de dolor, de sufrimiento, de miedo, de placer, de coraje, de nervios, de odio, en fin, los hay de todos tipos y no puedo enlistarlos todos porque es un trabajo largo y exhaustivo; sólo he puesto algunos de mis predilectos sobre la mesa y que cada quien arme su propia lista atendiendo a su gusto personal.

Kobda Rocha

Calificación de Usuarios
[Total: 1 Average: 5]

Arte Visual Musical: Nueva sección

Hola, gente. Mi nombre es Motorik. Bueno, no. No es mi nombre real, sino mi nombre artístico (ya me gustaría conocer a alguien llamado Motorik. Lo demandaría por apropiación de marca registrada). Visto que, dentro de este grupo, los únicos que tienen permitido lucirse son los que saben escribir, decidí ayudar a crear una sección para los artistas gráficos también. Un lugar para nosotros.

No, miento de nuevo. Yo no soy diseñador y carezco de cualquier capacidad para dibujar. Sin embargo, sí que me las arreglo moderadamente con Photoshop, y pensé en que un lugar en esta gran web para gente que se expresa mediante el diseño visual. Para todos ellos, bienvenidos a “Arte visual musical”, lugar donde podrán presentar sus diseños relacionados con música y bandas. Quién sabe, quizás hasta ampliemos el espectro artístico dentro de un tiempo. Tan solo quizás. Como dirían los Beach Boys, solo Dios sabe.

Motorik

PD: la imagen de The Notorious Kim’s Brothers fue comentada por el mismísimo Roger McGuinn de los Byrds:

Calificación de Usuarios
[Total: 1 Average: 5]

Entrevista a Astrománticos

Con fuertes influencias del Glam Rock de los 70s, el Britpop, Powerpop, entre otros géneros, Astrománticos lanzó recientemente su primer EP llamado “Marionetas Olvidadas”. Y Diego Vieites (Juana la loca, Starpunks, Animo) y Junior Fernandez (Zero, Bandoleros) nos cuentan sobre este proyecto, su historia y demás en esta entrevista.

¿Cuentennos la historia de cómo nació el proyecto?

Nació de la necesidad de generar en estos días atípicos que estamos viviendo, habíamos compartido banda con Diego y Hector, (guitarrista y baterista), a fines de los 90´s, y muchas de esas canciones nos habían quedado pendientes, y fue una excusa para empezar a sumar nuevas y grabar.

¿Qué es lo que distingue a Astrománticos de otras bandas?

Creo que lo que distingue a Astrománticos de otras Bandas es la composición y la manera de Producir las canciones, somos una banda con gustos musicales amplios y eso nos da la posibilidad de movernos creativamente dentro de ellos y no con una sola postura. Si bien, el marco es el rock/pop clasico, en ese contexto, elegir sin limitación.

¿Qué es lo que más destacan de su primer EP “Marionetas olvidadas”?

Definitivamente las canciones. La idea innegociable desde el minuto 0 es que lo único inamovible e intransigente sea priorizar el deseo artístico, la «necesidad» musical de la canción, sin que otros factores altere eso. Es un primer paso, que para este año pensamos en tres etapas, segundo EP y disco.

¿Qué opinan del Rock Argentino de hoy en día? ¿Qué otras bandas y artistas escuchan de la actualidad?

Como siempre, hay una escena con mucha vitalidad y diversidad en cuanto a generos, nombrar solo a algunos, es injusto, pero, Excursionistas, Ovnis, Ludomatic, Lic. Pyterson, Toboganes a Marte, Traje desastre, Juguete ruidoso, Siempre es medianoche, Lucas stay free, Triste Realidad, Brixton, Placer, Valle, Juana, y un montón más, siempre están en nuestros playlists.

¿Cómo están sobrellevando la cuarentena general como grupo? ¿En qué sienten que los afectó más el contexto actual?

Mas allá de la cuestión obvia de la socialización y de lo laboral, el hecho de reformular la manera de intercambiar las canciones y generarlas, es lo que más nos afectó del contexto actual, estamos acostumbrados a ensayar para grabar, y eso, hoy es algo en lo que tuvimos que reinventarnos.

¿Qué nos espera para la segunda parte de “Marionetas olvidadas” que estarán lanzando en agosto?

Otras 5 canciones, en la misma línea de melodía y guitarras, de Glam, Power Pop y Brit, creemos que es un poco más «rockero» que “Marionetas”, más cerca de los discos de los 70s de Cheap Trick o Slade, o por lo menos esa es nuestra intención.

Escucha “Marionetas Olvidadas”:

Calificación de Usuarios
[Total: 1 Average: 5]