Lana Del Rey – Ultraviolence (2014)

Lana Del Rey - Ultraviolence (2014)

Puntaje del Disco: 8

  1. Cruel World: 9
  2. Ultraviolence: 8,5
  3. Shades of Cool: 8
  4. Brooklyn Baby: 8,5
  5. West Coast: 9,5
  6. Sad Girl: 7,5
  7. Pretty When You Cry: 7
  8. Money Power Glory: 7
  9. Fucked My Way Up to the Top: 7,5
  10. Old Money: 8
  11. The Other Woman: 7,5

Luego del éxito arrollador de su hit “Video Games”, Lana Del Rey se transformaría en otras de las nuevas interpretes femeninas estrellas de los últimos años. Sin Embargo, la bella cantante estaba en deuda en materia de trabajos discográficos. Born to Die y Paradise fueron discos que pecaban por tratar de prolongar el éxito reescribiendo “Video Games”.

Afortunadamente, para su siguiente disco, Ultraviolence, Lana se despegaría de la formula de “Video Games” para crecer artísticamente y para que su prestigio no quede reducido a un solo tema. En este cambio de timón, Dan Auerbach como productor es de vital importancia para reencausarla en el camino correcto. El guitarrista de los Black Keys la orienta hacía un costado que la permite madurar sin perder el poder de su voz, haciendo más foco en el Dream Pop, la Psicodelia y hasta el Blues Rock. De hecho Auerbach también participa como guitarrista, aportando algunos coros e incluso en sintetizadores.

Al arrancar Ultraviolence con “Cruel World”, el disco suena sólido, con sus aires psicodélicos y la voz de Lana es fuerte, penetra en tu mente. La homónima “Ultraviolence” perpetua la experiencia con su atmósfera hipnótica y orquestada (incluyendo pinceladas de Dan en guitarra), al igual que “Shades of Cool” donde su voz suena gigante. Mientras que “Brooklyn Baby” tiene una melodía más de pop agradable. Luego tenemos a “West Coast”, la demostración de lo interesante que es el álbum, con una estructura totalmente distinta a cualquier tema que podemos pensar que puede hacer Lana, con quiebres de ritmo y un muy buen estribillo, sin dejar de ser oscura y atrapante.

Hasta “West Coast” está lo mejor de Ultraviolence, luego el álbum decae un poco, simplemente porque ya los temas no son tan geniales, por repetir ciertas ideas y porque algunos cortes son más largos de lo que deberían. “Old Money” es lo más remarcable en esta segunda parte del disco, marcando un ritmo lento y nostálgico en base a su piano y orquestación.

De todas formas, tenemos que quedarnos con los aspectos positivos del disco. Es un crecimiento soberbio y muy importante de esta hermosa artista. Un muy buen disco del 2014.

Persy

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s