La Renga – Insoportablemente Vivo (2001)

07_insoportablemente

Puntaje del Disco: 8

  1. Panic show: 8
  2. Motoralmaisangre: 7.5 
  3. Al que he sangrado: 7
  4. Bien alto: 7.5
  5. Cuándo vendrán: 7.5
  6. En el baldío: 8.5 
  7. El mambo de la botella: 7
  8. Blues cardíaco: 7
  9. El terco: 7.5
  10. En pie: 7
  11. El cielo del desengaño: 8
  12. Lo frágil de la locura: 7.5 
  13. Un tiempo fuera de casa:
  14. La vida, las mismas calles: 7.5
  15. El twist del pibe:
  16. El hombre de la estrella:
  17. Paja brava:
  18. Oportunidad oportuna: 8
  19. 2 + 2 = 3: 7.5
  20. Arte infernal: 7
  21. El Circo Romano: 7.5
  22. Cuando estés acá:
  23. Balada del diablo y la muerte: 10 
  24. El rey de la triste felicidad: 8
  25. El final es en donde partí: 7.5
  26. Me hice canción:
  27. Psilocybe mexicana:
  28. El revelde:
  29. Estalla: 7.5
  30. Hey hey, my my:
  31. Hablando de la libertad:

Hacia finales de la década del noventa La Renga contaba con una notoria cantidad de seguidores y su música había expandido el hard rock hacia ámbitos más diversos de la sociedad. Era normal escuchar los temas en radios de música popular o más ligadas al pop.

En agosto de 2000 el grupo oriundo del barrio porteño de Mataderos editó el disco La Esquina del Infinito, que contó con la producción de Ricardo Mollo y fue presentado en el estadio de Ferro y luego en diversos puntos del interior. Cada vez más gente se aferraba al grupo casi a modo de ritual; incluso las ventas acompañaron favorablemente y la Renga pedía a gritos más lugares donde tocar. Al año siguiente, en el estadio de Huracán, Chizzo y compañía hicieron vibrar a una multitud enloquecida que coreó a lo largo de más de una treintena de temas. El concierto quedó registrado en un disco que salió a la venta en septiembre de 2001 y en 2004 fue editado en DVD.

Al ritmo de una batería furiosa Chizzo daba la bienvenida a los rengueros con las primeras estrofas de Panic Show, para pasar luego a los acordes de armónica con Motoralmaisangre. La Renga comenzaba a tomar vuelo con una gran soltura y una vez después de “Cuando vendrán” (que incluye la frase que da nombre al álbum), llegaría “En el Baldío”, uno de los primeros hits del grupo. “El mambo de la botella” avisaba al público que su participación quedaría reflejada en un CD. Hasta “El cielo del desgaño” muchos de los temas de La Esquina del Infinito habían sido presentados, pero La Renga todavía contaba con un amplio repertorio para seguir rockeando.

Se destacan buenos temas como “El Hombre de la estrella” y la blusera “2+2=3”, pero uno de los puntos más importantes está acaparado por la dupla “Cuando este aca” y la legendaria “Balada del Diablo y la Muerte”. En el final “Hey Hey My My” acompañado de Pappo, en versión en castellano del clásico de Neil Young y “Hablando de la libertad” cierran este buen material en vivo de La Renga.

Piro

Calificación de Usuarios
[Total: 0 Average: 0]

Bob Dylan – Live 1966 (1998)

bob-dylan-live-1966-1998

Puntaje del Disco: 9

Disco uno:

  1. She Belongs To Me: 7,5
  2. Fourth Time Around: 8,5
  3. Visions of Johanna: 9
  4. It’s All Over Now, Baby Blue: 8,5
  5. Desolation Row: 6,5
  6. Just Like A Woman: 9
  7. Mr. Tambourine Man: 8,5

Disco dos:

  1. Tell Me, Momma: 9,5
  2. I Don’t Believe You: 7,5
  3. Baby, Let Me Follow You Down: 8,5
  4. Just Like Tom Thumb’s Blues: 9
  5. Leopard-Skin Pill-Box Hat: 8
  6. One Too Many Mornings: 8,5
  7. Ballad Of A Thin Man: 9,5
  8. Like A Rolling Stone: 10

Cuando la música de Dylan se volvió eléctrica, gran parte de sus seguidores creyeron que se había vuelto comercial  y se volvieron contra él, asistiendo a sus shows solamente para abuchearlo e insultarlo. Es por esa razón que este bootleg tiene tanto valor, ya que es uno de los pocos registros que se encuentran de esas actuaciones.

En la primera parte del concierto, Dylan subió al escenario con su guitarra acústica, algo que no fue mal recibido por el público. Si bien las versiones de las canciones aquí presentes difícilmente igualen a las versiones originales, son bastante reconfortantes sobre todo los cortes sacados de su último disco Blonde on Blonde como “Just Like  Woman”, “Fourth Time Around” y “Visions of Johanna”.

En la segunda parte del concierto, Dylan sale al escenario junto con su banda “The Hawks” (después conocidos como The Band). Esto provocó la ira de algunos de los presentes que comenzaron a abuchear y a retirarse del concierto. Las versiones de las canciones son más crudas y emocionantes que los originales, temas folk como “Tell Me, Momma” o “Baby Let Me Follow You Down” pasan a transformarse en temas rockeros de excelente interpretación.

Es interesante remarcar  la forma irónica con la que Dylan prepara el set list, la parte acústica consiste solamente en canciones de sus últimos discos. Las letras surrealistas que presentan los temas poco tienen que ver con las canciones de protesta características de periodo folk. En cambio la segunda parte eléctrica, presenta varias canciones de sus comienzos como  “I Don’t Believe You” o “One Too Many Mornings”.

Pero sin duda lo mejor se encuentra al final, después de una muy buena interpretación del clásico “Ballad Of A Thin Man”, Dylan y su banda se preparaban para la última canción cuando entre la muchedumbre se escucha a alguien gritar  claramente “Judas!”, a lo que Dylan contesta “I don’t believe you, you are a liar” luego se dirige a su banda diciéndoles “Play fuckin’ loud”, comenzando así con una de las versiones más emocionantes de “Like A Rolling Stone” y cerrando el concierto con un final de película. Es debido a esto que  “The Royal Albert Concert” es uno de los discos en vivo más representativos de la carrera de Bob Dylan y del rock en general.

Martín

Calificación de Usuarios
[Total: 2 Average: 5]

Avances: The Wolverine

Las películas de los personajes de Marvel no dejan de salir. Nuevamente tenemos otra de Wolverine con su nuevo principal desarrollándose en Japón. Se estrena en Julio de este año.

Calificación de Usuarios
[Total: 0 Average: 0]