The Jesus and Mary Chain – Darklands (1987)

Puntaje del Disco: 10

  1. Darklands: 9
  2. Deep One Perfect Morning: 10
  3. Happy When It Rains: 10
  4. Down On Me: 8
  5. Nine Million Rainy Days: 8,5
  6. April Skies: 9,5
  7. Fall: 8
  8. Cherry Came Too: 10
  9. On The Wall: 10
  10. About You: 10

Luego del tremendo (y enormemente influyente) Psychocandy, los hermanitos Jim y William Reid, harían lo mismo que Velvet Underground luego de su explosivo White Light/White Heat, osea: ponerle un stop al noise.

Parecía que la paz había llegado. Acá los hermanos se encargaron de tocar todos los instrumentos, ya que eran los únicos que seguían en la banda (no hay batería, sino programaciones percusivas). Y les salió perfecto. Lo que aquí tenemos es un introspectivo y conmovedor trabajo. La pista homónima inicial marca las coordenadas de lo que este álbum será, una atmósfera alta en dosis de oscuridad.

Pero a continuación, preparen los pañuelos para secarse las lágrimas con las dos que siguen: “Deep One Perfect Morning” (esa acústica cubierta por la intensa voz de Jim brillan en todo su esplendor, cuando entra la eléctrica preparate para la emoción) y “Happy When It Rains” (ese título ya lo dice todo, este tema se convertiría en uno de sus más reconocidos). “Fall” y “Down On Me” marcan de muy buena manera los únicos dos momentos de fuego rockero.

El auténtico tour de force denso y oscuro lo marca “Nine Million Rainy Days”, cantado por William Reid (en la misma se puede oír una sonoridad a lo Primal Scream, banda de Bobby Gilllespie, ex baterista de los Mary Chain).

Pero las matadoras lentas se llevan todos los aplausos: “April Skies”, “Cherry Came Too” (ambas con guiños varios a Brian Wilson, en versión dark), “On The Wall” (esa viola me hace recordar algo a “Heroin” de la Velvet Underground, acá a sumergirnos de lleno a la emoción, las lagrimas te brotarán de vuelta en esta gris amarga y bella canción) y el maravilloso final que es la acústica “About You” (que más tarde versionaría la gran Sandie Shaw).

Sin duda, alguno habrá temido al ver el giro que daba el sonido de la banda, pero todo miedo se fue al ver que los Mary Chain pudieron mostrar una faceta más intima de una grandiosa y deliciosa manera (los síntomas más introvertidos y acústicos volverían de vuelta en los noventa, en el conmovedor Stoned And Dethroned). Así que a cerrar los ojos y a disfrutar de esta fantástica música. Ah, y la paz que vino con este álbum pronto se terminaría yendo al mismísimo carajo: al año siguiente saldría en DESPIADADO compilado de lados b, simples y covers Barbed Wire Kisses, álbum de noise extremo que hacen quedar como un poroto las distorsiones del mismísimo Confusion Is Sex de Sonic Youth!!! En breve, su reseña mis amigos!

Watanuki Li

Calificación de Usuarios
[Total: 0 Average: 0]

2 comentarios sobre “The Jesus and Mary Chain – Darklands (1987)”

Deja un comentario