Jethro Tull – A Passion Play (1973)

Puntaje del Disco: 6,5

  1. A Passion Play, Part 1: 7
  2. A Passion Play, Part 2: 6

Jethro Tull se engolosinó con el éxito de Thick as a Brick y en 1973 presentó A Passion Play un disco de similares características que su predecesor. Pero similar solo en el hecho de que estamos hablando de una sola canción dividida en dos partes y porque sigue un hilo conceptual como todo álbum de rock progresivo. Sin embargo, el disco es TAN inferior a lo que venía realizando Tull que uno realmente se asusta, cuestionando seriamente si la capacidad compositiva de Ian Anderson se esta desgastando.

El gran problema de A Passion Play es que musicalmente resulta bastante aburrido. No hay una sola melodía que te atrape. La banda tampoco se esfuerza por hacer algo medianamente interesante. Mejor dicho, NO ROCKEA como sí lo hacía en Aqualung y Thick as a Brick. ¿Dónde miércoles esta el guitarrista Martin Barre? ? De vacaciones? ¿Dónde están los solos de flauta de Anderson? Lo único novedoso es la incorporación de un saxofón que le da un aire jazzero en ciertos pasajes. Pero este es un detalle menor. El disco es monótono, siempre sigue la misma línea y nunca termina de convencer a pesar de que en algunos de sus segmentos se pueda destacar algo.

El lado musical es tan flojo, que lo que más valor toma es el concepto. Básicamente el argumento de A Passion Play relata la historia de un hombre que muere llamado Ronnie Pilgrim. El Sr. sigue su camino en el paraíso charlando con Jesus, yendo al Purgatorio para reivindicarse y luego cayendo en el infierno para ser sometido a juicio. Es ahí donde Ronnie decide que no quiere ni a dios ni al diablo, sino a la vida con sus “grises”. Y así termina, con el retorno a la vida del protagonista. Una historia que puede resultar tan interesante como esotérica. Pero que aún así se realza sobre el débil aporte musical de Jethro Tull y redondea el frágil puntaje que merece el disco.

Persy

Calificación de Usuarios
[Total: 1 Average: 5]

Furies – Donde Se Fabrican Las Ciudades (2010)

Puntaje del Disco: 8

  1. Sungaze: 8,5
  2. F147: 8
  3. Los Enterradores: 9
  4. Aerovedia: 7,5
  5. Scalectrix: 8
  6. La Ciencia del Mañana: 8
  7. Song For Yuri: 8,5
  8. Ciudadela: 8,5
  9. F148: 7,5
  10. Bidondeketo: 8
  11. Las Hordas: 8

Lejos de estar en un buen momento, lo más comercial del rock nacional sigue decayendo en calidad. Lo más rescatable en la actualidad surge desde el underground que nos sigue nutriendo de bandas independientes muy prometedoras que merecen ser tenidas en cuenta. Furies es uno de estos grupos, muy recomendable porque tiene cualidades que no abundan en el rock argentino.

Ante todo, Furies es puro rock espacial, muy bien llevado, que toma influencias del Krautrock, bandas progresivas como Floyd o incluso alternativas y más actuales como Spiritualized. En consecuencia en su disco debut que editaron hace no mucho (2010), Donde Se Fabrican Las Ciudades, nos encontramos con una aglomeración de canciones neo psicodélicas, recargadas de atmósferas flasheras de primera línea.

La mayoría de estas canciones son instrumentales, pero cuando Furies incorpora melodías vocales (algunas robotizadas o deformadas, que le dan un aire futurista), aparecen los puntos más altos del álbum, tal es el caso de “Los Enterradores” y “Song For Yuri”. Hay que decir que la mayoría de los miembros de la banda le agregan sus voces en sus composiciones y que además las interpretan en ingles.

Muy buen disco, bastante parejito y prolijo. Lo sugiero para gente que le gustan las canciones voladoras. Si lo quieren escuchar, lo puede chequear en la página de su sello.

Persy

Calificación de Usuarios
[Total: 0 Average: 0]