Al Green – Al Green Gets Next to You (1971)

Puntaje del Disco: 9

  1. I Can’t Get Next to You: 9
  2. Are You Lonely for Me, Baby?: 9
  3. God Is Standing By: 8
  4. Tired of Being Alone: 10
  5. I’m a Ram: 9
  6. Driving Wheel: 8
  7. Light My Fire: 6
  8. You Say It: 7
  9. Right Now, Right Now: 8
  10. All Because: 8.5

Considerado como uno de los cantantes soul más influyentes de la década del setenta, Al Green ha dejado su estampa en la música con esa inconfundible y seductora voz. Tomando el góspel y el R&B de los cincuenta, Green marcó una época y sigue haciendo historia.

Albert Greene nació en 1946 en Forrest City, Arkansas en el seno de una numerosa familia. The Greene Brothers fue el primer grupo que integró desde corta edad, y fue también el que le permitió viajar por el sur del país actuando para diversos públicos. Sin embargo, el padre de Al, molesto porque su hijo estaba escuchando a Jackie Wilson, lo echó del conjunto. A los 16 Greene, que por entonces ya había sacado la última letra de su apellido, formó su propio grupo con Curtis Rogers y Palmer James, conocido como Al Green & The Creations. Luego llamada The Soul Mates, el primer hit del trío fue “Back Up Train”, que se convirtió en un rotundo éxito hacia 1968.

En 1970 y gracias a la ayuda del vicepresidente de Hi Records, Willie Mithcell, se editó “Green Is Blues”, el álbum debut de Albert.  Aunque no contó con ningún mega hit, el disco fue bien recibido por la crítica. Sería con “Al Green Gets Next to You” de 1971 que el estadounidense lograría una serie de éxitos.

El disco comienza, contradictoriamente con su título, con “I Can’t Get Next to You”, el clásico de The Temptation. A diferencia de la versión original, Green baja la velocidad para hacerlo más íntimo. “Are You Lonely for Me, Baby?”, con un nombre más blusero es otro gran tema del disco, al igual que “I’m Ram”. Si de grandes canciones se trata, “Tired of Being Alone” se lleva todos los premios. Con la sensualidad característica de Green el tema ganó mucha popularidad y fue uno de los temas más recordados.

Como no podía ser de otra manera, el Gospel también tiene su participación en el disco con la buena interpretación de “God Is Standing By”. El Blues se encuentra representado en la versión del clásico de 1936,” Driving Wheel”. Después el disco un poco se pincha con el inentendible cover del tema de The Doors y “You Say it”, que no me terminó de convencer. En el final de todos modos los últimos dos temas cierran a la manera que se merece semejante material.

Piro

Calificación de Usuarios
[Total: 0 Average: 0]
Artículos Relacionados

Deja un comentario