The Doors – Strange Days (1967)

The_Doors_Strange_Days_1967_Persi_Music

Puntaje del Disco: 10

  1. Strange days: 9
  2. You’re lost Little Girl: 8,5
  3. Love Me Two Times: 9,5
  4. Unhappy Girl: 8,5
  5. Horse Latitudes:
  6. Moonlight Drive: 9
  7. People Are Strange: 10
  8. My Eyes Have Seen You: 8
  9. I Can’t See Your Face In My Mind: 8,5
  10. When The Music is Over: 10

El álbum debut de los Doors se transformaría en una colección de clásicos legendarios. Pero los Doors tenían más para ofrecer. Por eso en el mismo año (1967), lanzarían un disco que se inspiró en el Sgt. Pepper de los Beatles y que resultó ser más perfecto que su predecesor: Strange Days.

Hay dos cualidades que hacen de Stranges Days un trabajo superior respecto a The Doors: 1) el nivel de sus temas es más parejo y sólido (en su disco debut hay un par de cortes no tan extraordinarios); 2) la psicodelia oscura de los Doors está en su mejor momento, generando una atmósfera y única (no se podrá escuchar en ningún otro disco de ellos), que se conjuga con las poéticas letras de Jim Morrison.

He aquí el resultado, un álbum increíblemente mejor que el anterior, que comienza con la sombría psicodelia del tema que titula al disco, “Strage Days”, inmortalizado por las míticas líneas iniciales enunciadas por Morrison: “Strange days have found us”. Lo sucede “You’re Lost Little Girl”, otra canción sombría y a mi gusto una de las más hermosas. Luego está “Love Me Two Times”, un himno histórico como también lo fue Light My Fire”. Después aparece “Unhappay Girl” con Manzarek demostrando (como en todo el disco) porque fue uno de los mejores en el teclado.

En el ínterin, “Horse Latitudes”, un poema de Jim con una ambientación horrorosa y muy loca, nos conecta con la segunda parte de Strange Days.

En el segundo tramo, aparece primero la psicodelia nocturna de “Moonlight Drive” y luego otro superclásico de magnitud como “People Are Strange”. Este último aparentemente fue escrita por Morrison en un momento de depresión, cuya letra haría referencia a su “vulnerabilidad y soledad”. “My Eyes Have Seen You” y “I Can’t See Your Face in my Mind” perpetúan esta seguidilla de buenas canciones, la primera siendo una de las más dinámicas del disco y la segunda más bien atractiva por su letra.

Para cerrar el telón tenemos a “When The Music is Over”, un final que emula a “The End” por su longitud y por ser una especie de ritual con mucha improvisación y bastante poético que brinda su redención a la música misma.

Persy

Calificación de Usuarios
[Total: 0 Average: 0]
Artículos Relacionados

2 comentarios sobre “The Doors – Strange Days (1967)”

Deja un comentario